domingo, 28 de octubre de 2018

¿HAY SÓLO UN TIPO DE CAVITACIÓN ESTÉTICA?

No. Existen tres clases de cavitación, la cavitación estable, la doble cavitación y la ultracavitación: 

-La estable es la forma tradicional de aplicación, reduce la celulitis y los depósitos adiposos y es menos agresiva que la quirúrgica. 

-La doble cavitación, se trabaja a través de dos ondas de frecuencias distintas y combinadas, generando de forma controlada y repetitiva micro burbujas de gas; las ondas  interactúan generando un aumento alto  de temperatura interna por el efecto de vibración de la resonancia molecular y de la cavitación. Las burbujas colapsan y se implosionan, y de esta manera las células adiposas se exponen a esta energía, por lo que es destruida de forma selectiva la grasa, convirtiéndose en líquido que se eliminará con la orina. Parte importante de esta modalidad es agregar a la misma, el endomasaje, mediante el cual se succiona la célula y se produce un estiramiento del tejido, se oxigena la piel y se torna más saludable.

-La ultracavitación es la modalidad que emplea los ultrasonidos de baja frecuencia que rompen  el  tejido graso sin dañar la micro circulación.  Las ondas promueven una vibración de ultrasonidos que comprimen de manera estable y rompen los nódulos grasos, los adipocitos y convierten en líquido la grasa sólida acumulada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...