lunes, 20 de marzo de 2017

CÓMO REJUVENECER A LOS 40 (2ª PARTE)

A los 40 años la piel del rostro comienza a verse menos luminosa e hidratada. Los consejos que
podemos leer para conseguir un rostro hidratado son siempre los mismos: beber mucha agua, seguir una adecuada rutina de limpieza del cutis, tomar alimentos sanos, aplicarse cremas hidratantes y nutritivas, protegerse adecuadamente del sol. Pero ¿es suficiente con eso? Nutrir e hidratar la piel con productos cosméticos y un apropiado cuidado facial puede no ser suficiente. A los 40 años deberemos tener en cuenta ciertas zonas específicas como la zona de los ojos o los labios. Algunos tratamientos como la mesoterapia facial o la revitalización facial plaquetaria mejoran sustancialmente la hidratación de nuestra piel, aportando los nutrientes necesarios para conseguir un rostro luminoso.

-Mesoterapia facial con ácido hialurónico para conseguir una hidratación profunda de la piel y unos resultados visibles y duraderos en sólo una sesión.
-Revitalización facial plaquetaria con plasma rico en plaquetas PRP, incluido en completos tratamientos antiedad para pieles maduras.
-Láser IPLque mejora la calidad de la piel y que combinado con tratamientos como el PRP o un cocktel de vitaminas faciales, es muy eficaz para tratar la falta de luminosidad e hidratación de la piel.

La flacidez del rostro aparece con el paso de los años ya que nuestra piel va perdiendo elasticidad y colágeno a medida que cumplimos años. A partir de los 40 años, la piel no regenera estos elementos de forma adecuada, por lo que puede ser necesario recurrir a tratamientos estéticos como la radiofrecuencia facial o los hilos tensores para recuperar la elasticidad del rostro. Estas soluciones consiguen un efecto similar al lifting facial, pero sin necesidad de cirugía. Se produce un efecto tensor gracias a las ondas de radiofrecuencia o mediante los invisibles hilos tensores a base de ácido poliláctico que quedan bajo la piel. Ambos tratamientos consiguen además generación nuevo colágeno por lo que los resultados son graduales y duraderos.
-Hilos tensores para recuperar el contorno facial con un efecto similar al lifting facial pero de forma natural.

-Radiofrecuencia facial, desde incluyendo un tratamiento de vitaminas para el rostro, para conseguir una luminosidad y elasticidad en el rostro con resultados prolongados.
-Técnica PAL de activación de 5 puntos de luz desde que emplea ácido hialurónico para tratar la falta de volumen y los problemas de flacidez en 5 zonas del rostro: cejas, ojeras, barbilla, pómulos y zona naso-labial.

Las arrugas del rostro son una de las mayores preocupaciones cuando alcanzamos los 40 años. A partir de esta edad las arrugas en zonas como la frente o los alrededores de los labios y ojos, se hacen muy visibles, debido a que la piel comienza a perder firmeza y tonicidad. Para combatir a las arrugas, además de infinidad de productos cosméticos, existen tratamientos muy efectivos para reducir y disimular arrugas de expresión. Destacan especialmente el famoso Botox, capaz de atenuar las arrugas en el entrecejo, cejas, frente y patas de gallo sin cambiar la expresión, y evitando la cirugía, y los rellenos faciales a base de ácido hialurónico o de hidroxiapatita de calcio, que consiguen disimular surcos profundos y marcados, y con unos efectos muy duraderos.

-Botox,  para reducir arrugas de expresión muy marcadas en zonas concretas del rostro.
-Rellenos faciales de ácido hialurónico para disimular arrugas e imperfecciones del rostro, o rellenos faciales con efecto lifting por capaz de estimular la generación de colágeno y elastina.
-Técnica PAL de activación de 5 puntos de luz en el rostro para eliminar arrugas, líneas de expresión y falta de luminosidad en el rostro mediante la aplicación de ácido hialurónico en 5 zonas concretas del rostro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...